Muchas personas se agobian pensando que están llevando un estilo de vida sin sentido, en el cual no están haciendo aquello que realmente aman.

Por otra parte, algunas otras están un poquito más aventajadas… Saben las cosas que les gusta hacer, pero no saben si realmente alguna de esas cosas es “pasión”.

¿Te resulta familiar esta situación?

Es como un virus extendido en el planeta, en mi opinión la mayoría de la población se encuentra o se encontrará en una situación similar.

No nos han educado ni guiado para detectar cosas tan importantes como aquello que da sentido a nuestras vidas y que nos hacen sentir con un propósito.

Por esa misma razón, llegamos a una edad adulta en donde nos encontramos en una situación que no queremos, totalmente perdidos y en muchos casos con la salud afectada.

En esta primera parte del artículo me gustaría hablarte sobre cómo normalmente las personas se dan cuenta de que sienten pasión hacia algo en su día a día y así también podrás hacerte las preguntas adecuadas en tu caso en particular.

También me gustaría tratar dos paradigmas que hay en cuanto al talento, ya que se tiende a pensar que el talento es algo con lo que se nace y poco más se puede hacer.

Y aquellos que creen que puede desarrollarse como habilidad se sabotean normalmente pensando que necesitan una eternidad para tener una cierta maestría y compartirlo con el mundo.

Pero… ¿Es esto realmente así?

 

Dos maneras en que nacen tus pasiones

 

Recuerdo hace 9 años que pasé por una gran depresión, tenía muchos ataques de pánico y era muy dependiente emocionalmente, desarrollé fobia social y básicamente me quedé encerrado entre 4 paredes durante un año.

Hubo un día en que no podía más y me dije a mi mismo que si esto era la vida, yo me bajaba de este tren. Así que reaccioné.

Para aquel entonces empecé a leer (yo odiaba la lectura), pero necesitaba respuestas.

Comprenderme.

Fue así como empecé a leer libros de desarrollo personal. Uno tras otro, en busca de respuestas.

Sin darme cuenta me volví un lector voraz de libros que trataban la psicología y el desarrollo del ser humano, incluso los de temática más científica como la neurociencia.

Estaba fascinado.

Empezaba a entender mis manías, miedos, limitaciones, comportamientos, mi cerebro…

Por fin se vislumbraban formas para poner remedio a mis males. Y así fue, tras mucha organización y un constante trabajo fuera de mi zona de confort hice un cambio radical.

Me había convertido en otra persona. Me enamoré de todo eso que me ayudó y le he sido fiel hasta la actualidad, haciéndolo incluso mi profesión.

¿Por qué te cuento esto?

Básicamente, porque desde mi experiencia puedo contarte la primera forma en que las pasiones surgen:

 

Frustración, necesidad o problema

 

Pero… ¿Y qué pasa si no tienes una frustración o problema tan grande como el que yo tuve? ¿Qué ocurre si tu vida no te fuerza hasta esos extremos y tienes una vida de lo más normal?

Imagina por un instante el niño que empieza a ver futbol con su padre en el salón, que lo sienta a su lado en el sofá mientras están cenando. Seguramente en un inicio no cree un gran impacto sobre él.

Pero otro día, ese mismo niño ve en la televisión unos dibujos llamados “Oliver y Benji” en dónde la manera en que están recreados y la forma que tienen de plasmar el fútbol le atrapan.

Ese niño va creciendo y un día casualmente ve a otros niños jugando en una escoleta de fútbol y le pregunta a su madre si puede verlos un rato. Se está empezando a despertar un interés genuino…

Este niño va creciendo, sigue viendo el fútbol con su padre (esta vez con más interés), se ha apuntado a una escoleta para ir varias veces a la semana e incluso colecciona cromos de los distintos jugadores.

Por lo tanto, ahora está pensando en fútbol constantemente y deseando que sea Martes y Jueves para ir a la escoleta.

Puede ser que este niño, vaya creciendo y se haya dado la oportunidad de probar, experimentar, pasar tiempo con la experiencia, tanto en sus ratos buenos como los malos y entonces… a pesar del tiempo, siga su interés.

Hasta el punto que se dedique profesionalmente a ello.

¿A qué conclusión llegamos?

La segunda forma en que llegan las pasiones es a través de un interés genuino

 

Anotación

 

Pero para que en ambos casos coja fuerza y asiente raíces, se necesita “inversión de tiempo”. Es lo mismo que cuando conoces a alguien, puede ser que te atraiga muchísimo la persona del sexo opuesto y digas… ¡Guau! Pero esa reacción puede ser pasajera, transitoria… por impresionarte en su momento, pero lo que de verdad te hará AMAR a la otra persona es invertir tiempo con ella. De la misma manera ocurre con las pasiones.

 

Mi pregunta para ti es…

 

¿Hay algo por lo que sientas un interés genuino o por otra parte una frustración que has decidido atender?

Después pregúntate si en ambos casos le has dedicado tiempo

 

 

El talento lleva demasiado tiempo desarrollarlo

 

Hay personas que tienen clara su pasión y en ocasiones, tienen “habilidad” y conocimiento sobre ella. Pero algunas veces, necesitan trabajarlo. “No tienen el talento suficiente”

Lo gracioso es que suelen utilizar esta última frase como excusa para no hacer de su pasión su estilo de vida y convertirse en profesionales excelentes.

Hay un libro muy conocido del autor Malcolm Gladwell llamado Fueras de serie en el cual menciona que para convertirte en una persona muy talentosa, alguien excelente, has de dedicar 10.000 horas de tu vida y entonces serás un crack.

Si bien el libro es excelente y la premisa es interesante conocerla, no debe limitarte.

Por otra parte, existe otro libro llamado En sólo 20 horas: Aprende lo que quieres de forma rápida de Josh Kaufman, que utiliza como premisa todo lo contrario. Es decir, viene a decir que para alcanzar una competencia del 80% en cualquier cosa es bastante sencillo pero que para desarrollar el 20% restante, es decir, ser el maestro de maestros, puede llevarte años.

 

Quiero que te quedes con esto último:

 

  • 80% de la habilidad (relativamente rápido y fácil)
  • 20% restante ( lento y difícil)

 

Esto como emprendedor tiene que darte cierta información reveladora, porque lo que quiere decir es que aún y cuando descubras tu pasión y no tengas muy desarrollada tus habilidades, si te pones de una manera metódica, estratégica y con dirección te puedes convertir en alguien muy bueno en relativamente poco tiempo.

Por otra parte, si cuando te encuentras en ese 80% de desarrollo de habilidad, tu ya te has lanzado a nivel profesional y lo haces tu Lifestyle (lo cual se entiende que dedicarás incluso más horas) acabarás por desarrollar ese 20% restante que tanto anhelas.

Pero para entonces, tú ya habrás desarrollado tu negocio, habrás crecido una barbaridad como profesional y no estarás esperando eternamente hasta que te sientas “totalmente competente” o “100% preparado”

En el camino es como más se aprende y lo que te estoy contando, no he parado de verlo en clientes y gente de mi alrededor.

 

Entonces tu misión para ti es…

 

Echar por tierra la creencia limitante de “Debo tener el talento desarrollado al 100% para arrancar algo”. Y segundo, ponerte a experimentar ya de una manera profesional esa pasión que tanto te gusta y mostrar al mundo lo bien que se te da.

 

Si te ha gustado el artículo, me gustaría comentarte que también puedes echar un vistazo a mi curso Vive tu leyenda” en donde mediante un método paso a paso te guío para descubrir tu pasión y además a enfocarlo profesionalmente. 


Alberto Blázquez Guzmán
Alberto Blázquez Guzmán

A los 20 años cansado de una vida de mierda decidí reinventarme y a los 24 crear el estilo de vida que me hiciese feliz. Actualmente ayudo a otros a descubrir su pasión para que vivan vidas más plenas y cumplan sus expectativas. En mi proyecto ABCoach, encontrarás recursos de desarrollo personal y emprendeduría que te permitirán diseñar la vida de tus sueños.

    8 respuestas a "Cómo surgen las pasiones y porqué tu talento puede desarrollarse más rápido de lo que piensas"

    • María

      Como siempre, muy interesante lo que cuentas, Alberto. Siempre me dejas pensando jeje. Ahora veo que yo llegué al coaching y desarrollo personal no tanto por el sufrimiento, como por ese interés genuino del niño que ve el fútbol y se apasiona por ello. Siempre he buscado respuestas, desde que era adolescente, escribía novelas muy filosóficas, en las que la protagonista siempre se buscaba a sí misma y pensaba que a nadie le iba a interesar lo que escribía, porque era demasiado intimista o demasiado profundo. Con el tiempo entendí que ésa era mi misión en la vida: encontrar el sentido a las cosas, a las relaciones humanas, a entender cómo funcionan nuestra mente y emociones, encontrar esos por qués. Cuando llegó el momento de cambiar de vida (porque tenía un trabajo que no me llenaba en absoluto), yo ya sabía cuál era mi pasión, sólo hacía falta encontrar la forma de hacerlo: escribir o dedicarme a ayudar a los demás. Al final encontré la fórmula intermedia: juntando ambas cosas. Creo que todos de un modo u otro sabemos lo que nos apasiona, pero es lo que dices tú: nos da miedo lanzarnos, porque creemos que no tenemos talento o suficiente habilidad. Y esto puede desarrollarse 🙂

      • Alberto Blázquez Guzmán

        Hola María!

        La verdad que es excelente que pudieses encontrar tu pasión sin tener que pasar por el sufrimiento, ahora muchas personas podrán beneficiarse de tus conocimientos porque créeme: Necesitamos más Marías en el mundo jeje, en mi caso fue más bien por tener que solucionar una frustración 🙂

        Un abrazo!

    • Mariangeles

      Gracias Alberto, entiendo de lo q hablas, yo también pase una época de transformación, he de decir q el Coaching hizo en mi algo asombroso. Hoy me preparo para ser Coaching, con cierto miedo e incertidumbre de si podré ofrecer a los demás sesiones de calidad, mi profesión actual es la Enfermería, pero veo tanta necesidad social de trabajar la inteligencia emocionar… El Coaching me apasiona y quiero montarme en este tren para descubrir a donde me lleva.
      Cuidate y gracias por lo q compartes día a día.
      Un abrazo

      • Alberto Blázquez Guzmán

        Mari Ángeles! El mundo del coaching es apasionante, así que sé cierto que te va a encantar.

        Te deseo muchísima suerte en tu camino.

        Un abrazo!

    • Alexis

      Muy interesante. Dejo mis datos para recibir más información. Saludos!

    • […] Averiguar cuáles son tus pasiones y tu talento. […]

    • Francisco

      ¿La pasiones estas nacen en nosotros desde que salimos del vientre de nuestra madre o empieza con un pequeño interés(como un usted dijo) y poco a poco ese interés va aumentando cada vez mas y mas, hasta convertirse en algo que le gusta y luego convertirse en su pasión?

    • Francisco

      ¿La pasiones estas nacen en nosotros desde que salimos del vientre de nuestra madre o empieza con un pequeño interés(como un usted dijo) y poco a poco ese interés va aumentando cada vez mas y mas, hasta convertirse en algo que le gusta y luego convertirse en su pasión?

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

-----------------------------------------------------------------------------------------------------------------
Responsable: Alberto Blázquez Guzmán
Finalidad: moderar comentarios.
La legitimación: es gracias a tu consentimiento.
Destinatarios: tus datos se encuentran alojados en mi plataforma de hosting de RAIOLA.
Podrás ejercer tus Derechos: de Acceso, Rectificación, Limitación o Suprimir tus datos enviando un email a info@abcoach.es o ante la Autoridad de Control.
Encontrarás más información en las Políticas de privacidad.
------------------------------------------------------------------------------------------------------------------